Acerca del blog



Página dedicada principalmente a la época medieval. Aquí podrás encontrar documentos, artículos históricos, música, arte, vídeos educativos, recreación histórica y datos curiosos sobre esta fascinante época de la Humanidad. También, hago publicación sobre mis andanzas en el mundo de la recreación de la Edad Media.

30 de junio de 2013

La Mujer medieval: Una visión general

Representación de
una mujer noble
  Se tiende a pensar que el rol de la Mujer en la época medieval (y también en otras épocas) fue de completa sumisión ante el Hombre. Es cierto que muchas sociedades son, y lo siguen siendo,  de carácter machista. Y que en las últimas décadas ellas han logrado tener voz y voto en gran parte de esta globalizada civilización. Pero... ¿Realmente fue así?
    Debo dejar en claro que, frente a este tema, no tengo el conocimiento suficiente como para poder hacer un articulo completo sobre este tema. Aún así, quisiera compartir lo que yo se. Y en cuanto a que siga leyendo más sobre este y otros temas, los iré reforzando en otras publicaciones. Así que consideraré este articulo como una introducción al tema. 
  Para empezar, se suele considerar a la época medieval como un  periodo de misoginia.
Ilustración medieval de una mujer trabajando
  Es muy cierto que la sociedad medieval se constituía en el patriarcado, donde el hombre pasa a ser un activo y la mujer un agente pasivo, significando que ellas estaban relegadas a la vida doméstica y familiar. La sociedad medieval es una sociedad de carácter machista, además de estar muy influenciada por una teología demasiado masculina y en donde las mujeres no tenían los mismos derechos que los hombres. Eso es indudable, pero hay que tener en cuenta las realidades sobre la vida cotidiana. Como Margaret Wade Labarge nos dice, todo hombre tenía a una mujer como madre, tenía hijas y tenía esposas que participaban en su trabajo o asumían este cuando los hombres estaban ausentes. La sociedad medieval exhibía una presencia constante, aunque fuera subordinada, de lo femenino.
  Ambos, en el caso de los plebeyos, compartían los mismos oficios. Trabajaban en el campo, herraban, curtían e incluso existían mujeres barberas. Ellas eran ideales los trabajos que exigían delicadeza, como el tejer seda, hilar y cardar lana. También participaban en el ámbito artístico como juglares, trovadoras (en menor medida, ya que era una profesión masculina), malabaristas o soldaderas, a cuales las consideraban de una reputación cuestionable y reputación de prostitutas.
Mujeres nobles interpretando música
  En cuanto a las mujeres nobles, estas tenían ciertas obligaciones que su posición social les exigía. Una dama de la nobleza debía ser instruida en las Sagradas Escrituras, en la etiqueta cortesana y en historias y poemas románticos, convirtiéndose en fuentes de gran entretenimiento en tiempos de paz. Muchas eran grandes administradoras de los bienes que poseían, debido a que ellas cumplían el rol de asumir las responsabilidades del feudo, cuando su marido se ausentaban. 
  Muchas mujeres cazaban y cabalgaban, como también aprendían sobre las artes de la medicina y curación. Se esperaba que ellas pudiesen curar heridas o componer huesos rotos. Con los estudios actuales que se han hecho con respecto a la época medieval y su sociedad, las conocidas brujas se trataban de mujeres con un amplio conocimiento en ciencias. 
La prostitución, profesión bastante
ligada al pecado
  Además, en este periodo coexistieron dos pensamientos con respecto a la Mujer: Por un lado tenemos la imagen de Eva, que fue creada con la costilla de Adán y propició la expulsión de ambos del Paraíso. Se trataba de una visión negativa hacia la mujer, a la cual se le achacan todos los pecados. Las prostitutas eran mal vistas, a pesar de ser consideradas un mal necesario para la sociedad ya que éstas evitaban que los hombres se desviaran o cometiesen sodomización. 
La doncella Marian, probablemente
nacida a partir del culto
Mariano
  En cuanto a su antítesis, tenemos a la mujer santa representada por la Virgen María. Esta imagen da a la mujer su postura místico-divina, pues es la que da la vida y posee todas las bondades del mundo. De hecho, esta imagen se da en otras culturas muy anteriores, y de carácter primitivas, a la época antigua y medieval. Y esta imagen posee una gran potencialidad, si es que podemos decirlo de esa forma, ya que es en el Medievo donde surge el culto Mariano. (Se dice que la doncella Marian, personaje femenino de la leyenda de Robin Hood nace a partir de esta imagen). 

Juana de Arco
  Parafraseando un comentario hecho por Medieval UC, grupo de investigación medieval creado en la Universidad Católica de Chile, nos dice que esta doble imagen no solo les daba infamia, sino que también poder sobre la sociedad. Aun cuando no se sabe de mujeres que se involucren en los grandes acontecimientos, sí poseían un poder importante dentro de la vida pública y privada.
  La Mujer también significó un método de intercambio para lograr y afianzar alianzas entre señores y reinos mediante acuerdos como el matrimonio.  Grandes mujeres de la época medieval se destacaron por el gran poder que lograron ostentar durante su existencia. Adela de Normandía, Hildegarda de Bingen, Leonor de Aquitania y Juana de Arco son algunas de ellas. Además cabe mencionar el rol que muchas mujeres tuvieron durante las Cruzadas y que se encuentran en el anonimato. Las escasas documentaciones nos aseguran que ellas cumplieron un rol pasivo, ayudando a los peregrinos y heridos, durante estos años de conflicto. Pero otras fuentes, de origen musulmán, nos sugieren que ellas hasta llegaron a utilizar las armas. 
Mujeres haciendo recreación medieval
  Bueno, esta ha sido la visión general con respecto a la Mujer en la época medieval. Si bien la actitud de las mujeres en tiempos medievales fue de carácter pasivo, no por eso se debe asegurar que ellas fueron tan sumisas y calladas como hoy algunos las ven. Ellas fueron un pilar fundamental en una sociedad machista, donde tuvieron roles importantes y que también tuvieron parte de grandes cambios en la historia de algún determinado país. Espero que haya sido de su agrado esta publicación. Como decía, no tengo poseo un gran conocimiento frente al tema, pero, a medida que vaya leyendo, seguiré reforzando. Saludos. 

Música: De Calenda Maia a Vox Vulgaris

Calenda Maia,
agrupación musical medieval
  Esta vez, he querido hacer una publicación diferente a este blog. Hay que dejar bastante en claro que la Edad Media fueron más de mil años de historia y no una seguidilla de décadas donde la guerra y la sangre estaba en completa abundancia. Si bien la esgrima y tácticas de combate medieval llaman mucho la atención, debemos recordar que la recreación histórica abarca mucho más que un entrenamiento con espadas, escudos y lanzas. Durante la época medieval también hubo gastronomía, historia social y vida cotidiana, medicina, artesanía (ya sea en madera, cuero, metal, etc) y, por supuesto, arte. Y esta publicación va a ser centrada, justamente, en el arte. Para ser más preciso y directo, en el arte musical
  Si buscas información sobre la música medieval, te darás cuenta de que esos siglos de eterna oscuridad (como así lo llaman algunos profesores y otras personas) son, más que nada, producto de mitos y tergiversaciones que surgieron en un tiempo y lugar determinado, y que aún hacen eco hoy. No estoy diciendo que la época medieval haya sido todo color rosa. Es más, aseguro con confianza que el Medievo fue una época con altos y bajos, como todas las que han habido antes y después de ella.
  En cuanto a su historia y evolución, prometo hacer una publicación aparte. Esta publicación está dirigida a aquellos recreadores y amantes del medievo que dedican su devoción al arte de las musas.
  A modo de hacer un poco de patriotismo (Jajaja, no sé si ese término sea el correcto), comenzaré hablando de Calenda Maia. Con cerca de 23 años de historia, este grupo, procedente de Chile, se dedica a la presentación musical, acompañada con ciertos elementos teatrales. Hago gala de la cita, sacada de su página web: "Dentro de la cofradía practicamos diversos oficios a parte de la música y el teatro, cultivando así un espíritu medieval del artesano. Cada integrante tiene su área especializada, preferencias o gustos. Teniendo nuestras vidas "cotidianas" guiadas por distintos ritmos, tratamos de unir todas nuestras fuerzas, ideas y labores en un cuerpo y alma que se llama Calenda Maia.". Como dato curioso, su nombre en español significa el primer día del mes de mayo, día de la consagración de la primavera. 
  Poco conocía de esta agrupación cuando me adentré a este mundo de la recreación medieval. Solo sabía de su existencia sólo por haber escuchado su nombre. A medida de que el tiempo avanzaba, poco a poco empecé a escuchar su música, cual indudablemente nos teletransporta al Medievo. Y como otro dato curioso, uno de sus miembros es el conocido trovador (al menos en mi país) Pedro "Tata" Barahona
  La única (y corta, ya que me tuve que ir antes por falta de tiempo) oportunidad que tuve de escuchar en vivo a esta agrupación fue en el IIIº Encuentro Medieval, realizado en la ciudad de Santiago durante el año 2011. Me hubiese gustado haber estado hasta más tarde, pero los compromisos familiares son más importantes. 
Calenda Maia en el Iº Encuentro Medieval
Vox Vulgaris
  Y ustedes, cuando leyeron el título, pudieron apreciar que decía "De Calenda Maia a Vox Vulgaris". Bueno, ya les hablé sobre Calenda Maia pero... ¿Quién es Vox Vulgaris? Bueno, ellos son una agrupación musical de Suecia. Esta banda, la cual en español se llama Voz Vulgar, interpreta música de la época medieval en su estado más puro, si se puede decir, ya que usan instrumentos típicos de este periodo. Hace poco que conocí su trabajo musical, debido a que los encontré por casualidad. Hasta ahora, me han gustado varios de sus temas que son ideales para ambientar un evento grande como una feria medieval (Además de usar mucho la gaita, uno de mis instrumentos musicales favoritos).
  Hoy seré generoso y les dejaré el disco "The Shape of Medieval Music To Come", publicado en su misma página para que ustedes puedan deleitarse con sus interpretaciones.



  Además, compartiré este reportaje que Chile Demente (programa de televisión) le hace a Calenda Maia. Ahí podrán apreciar su historia, sus integrantes y, por supuesto, su música. Un buen reportaje de uno de los pocos canales nacionales de este país que vale la pena. 
  Más publicaciones musicales vendrán en camino. He escuchado mucha música (la cual me ha inspirado a fabricar una zanfona) durante este tiempo. Sin más que decir, espero que les haya agradado esta publicación. Saludos.


27 de junio de 2013

La realidad detrás de la leyenda: Robin Hood

Estatua del famoso
Robin Hood
  Dejo en claro que este es uno de los personajes que más me atrae sobre la Edad Media, a pesar de ser un personaje de ficción (algunos de los personajes históricos del Medievo que me atraen son William Wallace, Juana de Arco, Alfonso X, entre otros). Sin duda alguna, este arquero es el más famoso de Inglaterra. Y todos conocen su historia, pero... ¿Qué hay de cierto en ella?
  Uno de los personajes más celebres de la historia y folklore inglés del Medievo es Robin Hood, eso está claro. Un hombre libre que, luego de ser acusado por las autoridades, se convirtió en un forajido y defensor de los pobres, a los cuales protegía y les entregaba el oro que él le robaba a los acaudalados señores. Y esa es la historia que todos sabemos sobre él, gracias a montones de cuentos y películas que han salido en estas últimas décadas. Unas más infantiles, como la clásica película de Disney, algunas más fantásticas y románticas, como aquella  del año 1938 protagonizada por Errol Flynn y El Príncipe de los Ladrones protagonizada por Kevin Costner, y otras un poco más acercadas a la realidad, como la que salió hace tres años y que tiene a Russell Crow y Cate Blanchett en los roles protagonistas. Si bien esta última nos quiere mostrar un enfoque más histórico sobre el relato del forajido, realmente no lo logra. Aún así, digo que, de todas las películas sobre Robin Hood, es ésta la que más me gusta. 
Russell Crow como Maximus...
digo, Robin Hood
  Por años, los historiadores han buscado la existencia de este legendario héroe. Todo esto se debe a que las fuentes literarias son muy posterior a la época medieval, donde supuestamente vivió. Si bien han encontrado nombres registrados muy similares, éstos corresponderían a un época muy posterior a la del infame rey Juan Sin Tierra. Eso dejaría en claro que tal héroe no existió y no luchó contra ese desgraciado rey de Inglaterra, así como lo asegura la propia leyenda. 
  Otros historiadores aseguran que Robin Hood está ligado a los espíritus de los bosques, criaturas del folklore pagano inglés. Según la siguiente páginaRobín era un nombre que los paganos daban generalmente a los seres sobrenaturales, y el color verde, que era el que distinguía la vestimenta del héroe, es el color tradicional atribuido al espíritu del bosque. También está extendida la teoría según la cual Robín Hood era sencillamente uno de los personajes de las antiguas ceremonias del primer día de mayo, que a través de los años pasó a ser primero una leyenda y luego un presunto personaje histórico. La doncella Mariann (o Marian), que comparte las aventuras del héroe, puede ser una derivación de la Reina de mayo en esas mismas celebraciones paganas. Otros atribuyen la figura de Mariann con la Virgen María y el culto Mariano que surgiría en la época medieval. 

Robin Hood en frente de la
doncella Mariann
  A pesar de que la búsqueda del verdadero Robin Hood ha sido un trabajo muy complicado y tedioso, existen algunas figuras históricas que podrían demostrar la posible existencia del mítico forajido.
Simón de Montfort, VI conde de Leicester
  Una de las posibles bases históricas de la leyenda se encuentra en la historia de Roger Godberd. Este personaje trabajó para Simón de Montfort, sexto Conde de Leicester y líder de la Segunda Rebelión de los Barones en Inglaterra. Luego de que este barón fuese derrotado y asesinado en la batalla de Evesham, el hombre fue declarado forajido del reino por haber luchado en contra del rey Enrique III. Se dice que en el año 1267, Godberd se estableció en el bosque cercano a Nottinghamshire y desafió a las autoridades por cuatro años. Finalmente fue capturado y llevado a la prisión, donde probablemente murió en ese lugar. El siguiente enlace, una página inglesa dedicada a la leyenda de Robin Hood, muestra algunas fechas sobre la actividad de Godberd.
  Otra opción es un tal Robert Hod, quien era un arrendatario del arzobispo de York durante el reinado de Enrique III. Hay archivos legales que demuestran que se trataba de un fugitivo, que fue convocado en 1225 ante su señor y huyó. Posteriormente se le habría dado el apodo de Hobbehod. La misma página dedicada al legendario arquero, da a conocer su historia. Además, podemos encontrar un listado con otros posibles Robin Hood, también llamados Robert Hod, en la misma página.
La clásica imagen de Robin Hood
  También, hace algunos años, recuerdo que apareció un artículo donde se confirmaba la existencia de un forajido de nombre similar en los registros, que datan más o menos del siglo XV, en una abadía de Inglaterra. Estuve buscando el enlace para que pudieran ver aquella noticia, pero no la encontré. Eso si, recuerdo claramente lo que decía. Nos relataba que este héroe se trataba, ni más ni menos, que de un ladrón que asaltaba a cualquiera que se le cruzaba, a quién no le importaba si su victima era acaudalada o pobre. De haber existido, probablemente haya sido un simple ladrón que no tenía piedad con quién viese en un bosque pero debemos tener claro que las déspotas y opresoras autoridades, desde el principio de los tiempos, han tratado de desprestigiar a quienes desafían y se oponen al orden establecido que atenta contra el inocente pueblo.

La banda de los "hombres felices"

  A pesar de que la identidad del verdadero e histórico Robin Hood todavía es incierta, su popularidad es tan grande que la leyenda sigue siendo conocida hasta nuestros días. Sus hazañas, junto a sus inseparables compañeros como el Pequeño Juan, Will Scarlet y el fraile Tuck, seguirán siendo narradas en cuentos y películas, pero la verdadera historia de este Petirrojo de la Capucha continuará en el anonimato y con historiadores e investigadores tratando de revelarla. 
Una representación histórica de un arquero inglés
en la época medieval 
 Espero que les haya gustado esta publicación. Hace tiempo que deseaba hablar sobre este legendario héroe (ya lo había hecho en la página oficial de Outremer, pero menos elaboración) que forma parte del folklore medieval. Trataré de buscar información más detallada sobre esta figura y de otros personajes (que su existencia si está comprobada) de la época medieval. Saludos.

Documentales: The Greatest Knight

Escudo de armas de
Guillermo el Mariscal
  Para reforzar más el tema que se encuentra en publicaciones más atrás, yo publiqué un nuevo texto en formato PDF (Osprey) que trata sobre el ejército francés durante los años 1000 y 1300. Bueno, ahora he decidido compartir este documental de la BBC (está en inglés y, lamentablemente, no posee subtitulos) sobre los caballeros y su vida cotidiana durante la época medieval. Además, este documental se centra principalmente en la figura de Guillermo el Mariscal (William Marshal, en inglés, y Guillaume le Maréchal, en francés), considerado por el arzobispo Stephen Langton como el caballero más grande que haya vivido. Guillermo, militar de ascendencia Anglonormanda que vivió entre los años 1147 y 1219, fue earl de Pembroke y sirvió a cuatro de los reyes de Inglaterra durante su tiempo (Enrique II, Ricardo I, Juan I y Enrique III). De estos cuatro, se convirtió en el regente de Inglaterra y protector de Enrique III, mientras éste era un menor de edad cuando fue proclamado rey.
  Debo decir que he encontrado un libro lleva por titulo el nombre de este caballero, que tiene como autor al historiador medieval francés Georges Duby. donde se relata la vida del caballero medieval. Aún no lo empiezo a leer, pero cuando lo termine lo compartiré en este blog para que puedan leerlo. Saludos.

Osprey: Men at Arms - French Armies (1000 - 1300)

  Ya que hice una publicación un poco extensa sobre la indumentaria del caballero medieval, he decidido colgar un nuevo texto, relacionado con el tema, en formato PDF de las publicaciones Osprey. Se trata sobre el ejército francés, durante los años 1000 y 1300 d.C. (Siglos XI y XIV). Tengo varios libros en este formato, de distintos temas, que compartiré con ustedes progresivamente. Saludos.

Osprey - Men at Arms - French Armies (1000 - 1300)

26 de junio de 2013

Experimentando con la forja

  Durante el verano pasado, me dediqué a experimentar un poco con el proceso de forjado. Hace varios meses atrás había comprado un yunque para trabajar en armas y armaduras, tanto para mi uso personal como para exhibir, y lo primero que hice con él fue una coraza de acero (en realidad lo elaboré y terminé ahí, porque ya lo había empezado gracias a un riel). La idea era que esa coraza se convirtiese en una pechera del siglo XV, pero finalmente la terminé convirtiendo en una corrazina, que es una especie de brigandina pero mucho más elaborada y de apariencia similar al arnés clásico del siglo XV. A diferencia de la foto "A", la puse debajo de un sobreveste pequeño para hacerla más similar a una brigandina de comienzos de siglo XIV. La pueden ver en la foto "B" (La forrada en tela burdeo, al lado del escudo del león rampante).

A
B

  Si, es un tanto anacrónico que la haya hecho de esa forma. Pero me acomodaba más así en el momento (la terminé para un evento) y sólo era un experimento. Además no soy muy experto en los temas de armaduras posterior a 1330 d.C. 
  Debo reconocer que tengo una alta preferencia hacia la Plena Edad Media, etapa que contempla los siglos XI, XII y XIII, y me he especializado en estudiar la mayor parte sobre ellos (eso no quiere decir que sólo leo sobre ellos, porque me gusta la Edad Media en general pero mi preferencia es hacia aquella parte de la historia medieval). Teniendo más material, como remaches y cuero (esta vez será con suela en vez de lámina de acero), y obviamente dinero de por medio, me haré una brigandina más acorde con lo que represento. 
  Ahora, volviendo hacia donde había empezado, experimenté la forja. Tenía un fierro de acero en mi casa y decidí hacer una improvisada fragua para calentarlo durante la noche. Sí, en la noche porque es más fácil distinguir el color del metal cuando está caliente. Y es recomendable que así sea para quienes están empezando con el asunto del forjado y templado (como yo).
  Bueno, me puse a trabajar, con un poco de ayuda, y golpeé el acero por un buen rato. Estuve ahí por, aproximadamente, dos horas y algo. Fue una buena experiencia. Además tengo que terminar lo que empecé, porque por falta de material y dinero (eso es algo que a todos les debe pasar) no pude continuar. Por las dimensiones, creo que será una linda daga.

Una buena cerveza mientras trabajaba


El fierro al rojo (no tenía pinzas, por lo que usé un tuvo
para suplir aquella falta)

Otra foto del fierro al rojo

El fierro ya frío sobre el Yunque

  En fin, esas son las pocas fotos que tengo acerca de lo que hice este verano. El fierro está mucho más plano que en la última foto pero no tengo imágenes de ese segundo día de proceso. Ahora, cuando tenga dinero (volviendo con ese tema jajaja) compraré materiales de trabajo para realizar la brigandina, un par de zapatos militares (hice unas botas hace dos meses atrás, otro día dedicaré una publicación sobre aquel tema del calzado) y terminar con esta daga. 
  También estoy en proceso de hacer una Sinfonía (predecesor medieval de la Zanfona o Hurdy Gurdy) para interpretar música medieval junto a mis amigos de este círculo de recreadores. Saludos.

Sobre el caballero medieval: Evolución

 Estoy realizando parte de las pequeñas publicaciones que hago en el muro de la página de mi grupo, Outremer. La única diferencia es que acá las desarrollaré por completo, para que la información sea mucho mayor y no deje dudas algunas (si hay dudas, puedes preguntar en los comentarios). Ya lo hice con el post sobre el baño en la Edad Media, el cual está más abajo, y ahora lo haré con el siguiente tema.
  "La imagen popular y romántica es la del Caballero en su brillante armadura que pasa su tiempo en justas, enamorando a las damas. Esto tiene algo de cierto, pero lo primero y principal era que el Caballero era un soldado." (Mike Loades. Going Medieval, Documental de History Channel)
  Cité a Mike Loades para exponer la siguiente fotografía. La imagen que uno se hace (y yo también me hacía, cuando poco y nada sabía sobre la Edad Media), es la que está a nuestra derecha del artículo.
Imagen "Romántica" del caballero

La imagen histórica del Caballero Medieval dista mucho de la imagen romántica que la gente posee de él, por lo que debo decir que la fotografía de arriba no corresponde a la realidad histórica (Calma, que si corresponderá pero en unos siglos más tarde). A mediados del siglo XI, la caballería normanda vestía una indumentaria evolucionada de la vikinga. Y con el pasar de las décadas, ésta indumentaria evolucionará progresivamente hasta llegar al Caballero de armadura de placas del siglo XV, como el que vemos en la fotografía. Por muchos años, la prenda de combate fue la Malla.

  No quiero entrar en detalles, ya que no pretendo irme por las ramas esta vez. Sólo diré que la Malla (nombre real y no Cota de Malla como solemos llamarla erróneamente, debido a que ese nombre se le dio en el siglo XIX) es una armadura de anillas de metal entrelazadas entre sí y unidas mediante un remache que protegía a su portador de los cortes. Pero debía usarse con un Gambesón, chaqueta acolchada que evitaba moretones e infecciones del roce entre el metal y la piel. Durante mucho tiempo, estas dos prendas fueron la base para la indumentaria militar del medievo.
Caballero normando, siglo XI

  Así pues, durante siglo XI, donde empezó el auge del caballero (ya existían con anterioridad, pero es en ésta época donde surgen todos los ideales y concepciones familiarizadas hacia esta figura), este soldado de la élite militar vestía Malla y Gambesón. Sus otras protecciones eran un yelmo nasal, una cofia debajo de este y un escudo de gran proporción. Entonces, su imagen correcta sería la que está a la derecha de este articulo.
  Este tipo de soldado a caballo es el que se aprecia en la Batalla de Hastings, en 1066, donde Guillermo el Bastardo conquista la Inglaterra Anglosajona. Poco a poco, su imagen irá evolucionando con el pasar de las décadas. La Malla alarga sus mangas, se empiezan a usar calzas hechas con el mismo material para proteger las piernas y el yelmo se perfecciona, pasando del nasal a una máscara facial. 

  Como todos los caballeros andaban vestidos de igual manera, surge un problema: al estar todos iguales, era imposible reconocerlos en el campo de batalla. Aquí es donde empiezan a usar una prenda sobre su armadura, llamada sobrevesta. Se dice que aquella prenda fue adoptada luego de observar a los caballeros árabes al comienzo de las Cruzadas, debido a la efectividad que tenía con las temperaturas. Pero no sólo esa fue la razón, la otra tiene que ver con una ciencia que surgirá: la Heráldica.

  Los caballeros empiezan a adoptar colores y símbolos, a su propio gusto (será mucho después cuando la Heráldica, ya como una ciencia avanzada, otorgue emblemas predefinidos), con el fin de evitar las confusiones durante la guerra. Nuevamente, la imagen del caballero cambia.
Caballeros normandos,
finales del siglo XII

  Como vemos a la izquierda, la imagen pasa a ser como la que está representada ahí. Los escudos, al tener ya una protección en las piernas, empiezan a achicar progresivamente, pasando de los llamados escudo lágrima a los escudo cometa. 

 El yelmo también evolucionará, pasando de ser un yelmo cónico con máscara a un yelmo chato y una protección facial más elaborada, la cual después cambiará y se transformará en un yelmo cerrado. Este tipo de yelmo será propio de las Cruzadas, durante el siglo XIII e inicios del XIV. Para apreciar esta nueva imagen del caballero, pueden ver el post anterior que hice con respecto a la Biblia Maciejowski. Pero también dejo colgada esta imagen, de un recreador vestido con su armadura y representando a uno de los tantos caballeros (con emblemas hospitalarios) de aquel iluminado manuscrito medieval.
Caballero hospitalario, siglo XIII
  Ahora, la figura del caballero no cambiará durante este siglo. Sólamente, ya en las últimas décadas, el caballero añadirá otro elemento de distinción: el Ailette (término francés para ala), que es una especie de hombrera decorativa y de dimensiones rectas con el símbolo heráldico. Se desconoce si esta era usada como una protección corporal. También, empezarán a surgir las primeras protecciones de placas como las espinilleras (cuales ya podían ser apreciadas en la mitad del siglo XIII) y codales.
Armadura de transición


  Durante el siglo XIV empezaremos a ver a caballeros con más protecciones de placas. Hombreras, muñequeras, prototipos de mitones, etc, empiezan a ser usados. Corazas de cuero o tela dura, como la brigandina, empiezan a tener placas de acero tachonadas en su interior. Todo con el fin de proteger aún más a su portador. El yelmo nuevamente empieza a cambiar, pasando de su característica forma de barril a una versión más sofisticada y cónica, con la idea de desviar mejor los golpes. Ese siglo será el de transición en las armaduras, como también en las armas.

  Todo se vuelve más sofisticado, y a comienzos del siglo XV tendremos a los primeros caballeros vestidos con armadura de placas de acero (correctamente llamada arnés), tal como se muestra en la primera foto de este articulo. 
Representación de un caballero Aragonés

  Ahora, volviendo un poco más atrás, la figura del caballero en algunas regiones de Europa tenía ciertas características que los hacían diferenciarse con respectos a sus iguales de otros sectores. Por ejemplo, en la Península Ibérica será común ver caballeros con sobrevestas acolchadas, sobre su armadura, llamada perpunte. Y en lugares de Europa oriental, se podrán apreciar a caballeros con influencias de los vecinos orientales fusionadas con la armadura vikinga, como los Varegos.
Caballero de Europa Oriental
  Con respecto al ideal del caballero, como dice Mike Loades, esta figura era, primeramente, un soldado. Si bien, participaba en justas (Ojo, las justas medievales no son las mismas que uno puede observar en películas), su misión principal era participar en la guerra. Existían códigos de caballero, entre los cuales un caballero no podía matar a otro pero si amenazarlo. Pero este ideal sólo era válido para sus iguales. Una persona de estatus más bajo no contaba con aquel privilegio. 
    El entrenamiento del caballero era algo primordial. Se dice que esta élite podía correr kilómetro y medio en un bosque con su Malla y Gambesón puestos. Además, la esgrima era constante y las justas medievales, que en realidad eran un combate de todos contra todos y con cualquier tipo de arma, era el perfecto simulacro de guerra para ellos.
  Ahora me gustaría compartir con ustedes una linea del tiempo, acerca de la indumentaria del caballero medieval, que hice y publiqué en la página oficial de Outremer. No incluyo a las armaduras de carácter transicional y los arnés, debido a que nuestro enfoque recreacionista está entre finales del siglo XI a principios del XIV (y especialmente en las Cruzadas). Las fechas pueden no corresponder exactamente con la representación, porque solamente son un guía en la imagen. También, dejo un enlace hacia una página que nos enseña las armaduras y su evolución mediante las efigies de los caballeros.
Evolución del caballero medieval desde finales del siglo XI hasta inicios del siglo XIV
    Espero que haya sido de su agrado este nuevo aporte al blog. Las fuentes utilizadas en este son algunos libros de las Publicaciones Osprey, donde he sacado las imágenes para la linea del tiempo. También me baso en páginas de recreación medieval, como ésta, y el documental de Mike Loades, Vida Medieval (el cual se encuentra más abajo). Saludos.

Vida Medieval: Documental de History Channel

  Debo admitir que History Channel ya no es lo que era hace seis años atrás. Ahora, con muchos programas malos y sensacionalistas, el denominado canal de la Historia ya no da muy seguidamente los documentales que tienen historia. Y este año poco o casi nada he visto de aquello en uno de mis canales favoritos. Por suerte, el año pasado si que dieron un espectacular documental que tenía a la historia como principal protagonista. Se trataba, ni más ni menos, de Vida Medieval. Uno de esos buenos documentales que quisieras ver por capítulos y sólo dura un par de horas. Triste, así es, pero muy gratificante para quién quiera saber más a fondo sobre la Edad Media.
  Going Medieval, como se llama en su idioma original, es un documental escrito y conducido por el autor y experto militar británico Mike Loades. En el documental, cercano a la hora y media de duración, Loades nos transporta hacia la época medieval (para ser más precisos, nos lleva a los siglos XIII, XIV y comienzos del XV), enseñándonos y demostrándonos de forma sencilla y directa los aspectos de la vida en aquellos tiempos. Es en este documental donde aprovecha a derribar mitos erróneos construidos por el pensamiento colectivo actual y confirma verdades que uno puede llegar a saber vagamente. 
  Honestamente, Vida Medieval es esencial para saber sobre la época medieval si uno no posee información documentada, como los libros, a mano. Además, es un buen apoyo pedagógico para quienes estén haciendo clases de historia. Sin más que decir (porque si digo algo, les estaría relatando todo el documental), les dejo el enlace hacia el presente vídeo para que lo disfruten. Saludos.



¿Se bañaban en el Medievo?

  Así es como deseo comenzar esta publicación. Y nuevamente haré aquella pregunta. ¿Se bañaban en el Medievo? Seguramente, si conoces muy poco de la época medieval o sólo sabes lo que te han enseñado en la escuela, tu respuesta será un rotundo y gigantesco No. Puede que esté exagerando con mi aseveración, pero debo decir que lo poco que enseñan sobre esta época en las clases de historia no muestra cómo era la verdadera realidad de la Edad Media. Algunos profesores de historia y expertos en el estudio medieval si pueden enseñarnos con certeza lo que aconteció en aquellos mil años de historia (y cuando digo certeza, quiero decir que pueden enseñar más allá de fechas especiales). Bueno, la respuesta a la pregunta debiese ser un Sí
  ¿Entonces por qué digo que debiese ser un Sí y no un Si rotundo? Es porque se suele cometer el error de que pensar que Europa era (y sigue siendo) un continente con una misma cultura para todo habitante que vive y vivió ahí. Hay que dejar bien en claro que en Europa coexistieron un variado número de culturas que poseían algunas diferencias entre sí (digo algunas porque estoy tomando en consideración la teoría de los pueblos Indoeuropeos). Y como ya he dejado clara las cosas (eso espero), iré al grano con este particular e interesante tema en el estudio de la sociedad medieval.
  A menudo se suele pensar que los hombres y las mujeres de la Edad Media no se preocupaban demasiado (más bien, nunca se preocupaban) sobre su higiene personal. Y todo esto lo debemos gracias a la historiografía posterior al Medievo, como es el caso de los documentos del siglo XIX (a modo de citar un ejemplo). Muchos blogs, que han proliferado gracias a la expansión masiva de la comunicación como el Internet, dicen y aseguran que la gente medieval nunca se bañaba o sólo lo hacía una vez al año. En otras partes sale que las mujeres de la nobleza medieval sólo se bañaban, como mucho, dos veces al año. Sinceramente, eso que puedes encontrar libremente vagando por Internet es una mentira. La gente medieval si se preocupaba por su higiene personal. No cómo se preocupan hoy en día, pero si se preocupaban. Si bien varias personas de la época medieval podían ser sucias y malolientes, en la época actual también sigue existiendo gente así. 
  Un ejemplo son los Escandinavos (Vikingos), a quienes ignorantemente se les ha tildado de gente sucia. Eso no es cierto, ya que ellos si se preocupaban por su limpieza personal bañándose una vez a la semana (y sigo insistiendo, la higiene personal de antes no es como la de hoy). Además, tenían varios utensilios de aseo personal, como peines para el cabello. 

Peine vikingo.

  En el Medievo existían manuales de salud en que era importante deshacerse de la suciedad y la mugre. También explicaron que era importante mantener todo el cuerpo limpio. Por ejemplo, Magninius Mediolanesis, escritor del siglo XIV, declaró en su trabajo Regimen sanitatis que "El baño limpia las partes externas del cuerpo de tierra que quedaron de ejercicio en el exterior del cuerpo". También, el baño podía aliviar la digestión, malestares como la diarrea, nauseas y desmayos, dando un carácter curativo a ésta actividad. Los intelectuales de la época medieval ven al baño, en sus textos, como algo serio y cuidadoso. 
  La gente, en la época medieval, también se aseaba su boca con utensilios simples y naturales como ramas de regaliz y avellano (que utilizaban como cepillos de dientes) y sal y salvia para usarla como pasta dental. El documental estrenado en History Channel, durante el año 2012, llamado Vida Medieval (Going Medieval) explica este proceso, además del lavado de la ropa.
  Durante la Baja Edad Media, existían casas de baños públicos en las ciudades. Y también se asevera que había al menos una casa de baño en aldeas y pueblos. Los baños que tomaban las personas, hombres y mujeres, eran compartidos. Es decir, podían estar juntos en una bañera. Precisamente, esta costumbre se encuentra muy ligada a la promiscuidad. Como así también, para la nobleza y la realeza, el baño era una actividad de entretención y sociabilidad. La gente más adinerada se podía dar el lujo de tener su propio baño en su casa.
  Pero volvamos a lo que había mencionado acerca de la promiscuidad. Los eclesiásticos miraban con muy malos ojos que hombres y mujeres estuviesen desnudos en un mismo cuarto de baño. Además, en éstos lugares podía (de hecho, lo era) surgir fácilmente la prostitución. Las casas de baños en Southwark, Londres, las llamaban Stews, cuales se ubicaban en frente de los burdeles. Aún así, la influencia de la iglesia en las casas de baños fue escasa, porque no pudieron frenar este tipo de actividades. 
  Finalmente la actividad del baño entraría en decadencia por un hecho inesperado que sacudió por completo al mundo medieval: la peste negra.
  A su vez, la moralidad religiosa de la iglesia y gente puritana comenzó a ganar fuerza dentro de la sociedad. Y la sífilis, enfermedad de transmisión sexual, estallaría durante el siglo XV, haciendo que la gente dejara su promiscuidad sexual. Estos tres factores desencadenarían la disminución de las casas de baño. El filósofo holandés Erasmus, en el año 1526, toma nota de la caída de las casas de baños públicos. "Hace veinticinco años, la moda en Brabant eran los baños públicos", dice. "Hoy no hay ninguno, la nueva peste nos ha enseñado a evitarlos".



  Bueno, espero que este artículo les haya servido para aclarar dudas existentes con respecto a este tema. Mis motivos para escribirlo, como también lo son con respecto a la creación de este blog, es para informar como fueron las cosas realmente y desmitificar supuestos que las personas tienen y pecan de ignorantes (no los culpo, sino culpo a la mala enseñanza). Para esta publicación, me basé en un articulo de medievalist.net sobre la higiene personal en la Edad Media. Lo dejaré al final, para que ustedes puedan apreciarlo (está en ingles). También, dejaré colgado, en otra publicación, el documental Vida Medieval de Mike Loades para History Channel. Sin más que decir, saludos.



25 de junio de 2013

La Biblia Maciejowski


  Este es el primer aporte, luego de haber abandonado este blog. Como el título dice, tratará acerca de este manuscrito francés que data de mediados del siglo XIII. La Biblia Maciejowski, también conocida como la Biblia de los Cruzados y sha Abbas, es una ilustración medieval del antiguo testamento encargada por Luis IX de Francia durante su reinado. Dicho manuscrito contaría, aproximadamente, con 46 folios. La particularidad de este manuscrito radica en un representación contemporánea de los hechos acontecidos en el antiguo testamento. Es decir, la biblia es representada con elementos propios del siglo XIII. Se piensa que esta biblia fue hecha por varios artistas, a pesar de haber casi nada de diferencia en las ilustraciones.

  Durante muchos años ésta biblia cambió de dueño, pasando por Nápoles, Cracovia (donde su dueño fue el  cardenal polaco Bernard Maciejowski), Oriente, etc. Y en su estadía por diversos lugares, se le agregaron inscripciones en distintos idiomas (Latín, Persa y Hebreo). Actualmente, este manuscrito se encuentra ubicado en el museo Morgan de Estados Unidos. 

Una de las ilustraciones del manuscrito.
  A mi parecer, este magistral manuscrito del arte Gótico es esencial para quién desee estudiar a fondo y
La servidumbre trabajando.
recrear la época medieval, exclusivamente el siglo XIII. Porque, aparte de ser un manuscrito bíblico, nos muestra cómo eran y como vestían las personas en ese siglo, partiendo desde su indumentaria civil hasta llegar a las armas y armaduras militares. También, nos deja en claro algunos aspectos de la sociedad medieval como el trabajo cotidiano y elementos diarios utilizados por las distintas clases sociales de la época. Y no sólo eso, porque también se pueden observar detalles que uno puede ignorar con respecto a la Edad Media. 

  En cuanto a su pronunciación, es bastante extraña (incluso para quién lea por primera vez la palabra Maciejowski). Mah - Chay - Yawf - Skee probablemente sea su pronunciación fonética más acertada. Ahora algunas fotografías de las ilustraciones. 













  Para más información sobre este fascinante manuscrito ilustrado, dejaré el siguiente enlace. La página Medieval Tymes, página en ingles, hace un profundo análisis sobre esta biblia. Ahí podrán observar la mayor parte de las imágenes del folio (dato curioso: sha Abbas arrancó tres hojas de la biblia porque le pareció bastante incómoda la historia de Absalón y su sublevación contra su padre.) y con su respectiva explicación, tanto bíblica como histórica.


  Espero que les haya gustado este nuevo aporte, el cual es el primero después de mucho tiempo de inactividad. Saludos.